PROYECTOS FINANCIEROS

Cuando se financia un proyecto de envergadura, los prestamistas necesitan tener la seguridad de que el prestatario ha organizado un programa de seguros integral manteniéndose dentro de los límites de sensatez comercial. INDECS posee una vasta experiencia de trabajo en el proceso de revisión de seguros para prestamistas en proyectos financieros estructurados.

A partir de Mayo de 2019, INDECS tiene 174 instrucciones con un valor total de proyecto de 67 billones de dólares.

Con experiencia en legislación local y consultoría en seguros alrededor del mundo, nuestros expertos en diligencia debida proveen asesoramiento sólido e imparcial en un amplio rango de asuntos de seguros. Desde la revisión de acuerdos en proyectos claves hasta el análisis de las pólizas de seguro y re-aseguro del prestatario, ofrecemos apoyo y guía en cada asunto y en todas las etapas del proceso.

En vista de que somos consultores de seguros independientes – no somos corredores de seguros – nuestra completa objetividad significa que podemos negociar arduamente con corredores para hacerle entrega de la mejor solución. Además, la profundidad y la amplitud de nuestra experiencia han apoyado el financiamiento de algunos de los más grandes proyectos en el mundo. Sea que usted quiera aventurarse en una transacción o ya tiene una en camino, nuestros servicios de diligencia debida están disponibles.

Los servicios de proyectos financieros de INDECS incluyen:

  • Reportar los riesgos de proyectos – resaltar las áreas de riesgo.
  • Análisis de proyectos claves – asegurarse de que los riesgos contractuales sean claramente entendidos.
  • Negociar los requisitos contractuales del seguro – proveer a los prestatarios comodidad en la duración del préstamo.
  • Asesoramiento en las disposiciones del seguro al prestatario – ¿son adecuadas y cumplen las normas?
  • Revisión de la seguridad del seguro y el reaseguro – que incluya la asignación de seguridad donde sea necesario.
  • Asesoramiento en seguro local y aseguradores cautivos – asegurar que el riesgo del prestamista se mantenga en un grado aceptable.